El streaming da nueva vida a la industria musical de la mano de la fibra óptica

244 vistas
lectura 3 mins

Por Lucas Samyn, Coordinador de Ingeniería para Cono Sur Furukawa Electric LatAm.

Después de 10 años de profunda crisis, la industria musical se está reestructurando en torno al streaming, que permite escuchar una canción sin descargarla, abonándose a sitios web y aplicaciones, marcando un nuevo camino de monetización. Todo este nuevo paradigma tiene como base las tecnologías ópticas de conectividad y una infraestructura que acompaña e impulsa esta revolución digital en los hábitos de consumo de entretenimiento.

La última canción de Harry Styles, «As It Was», estableció un récord Guinness al ser la canción de un artista masculino más reproducida en Spotify en tan solo 24 horas. Esto marca un hito en el presente y futuro de una tendencia en la industria de la música, que ya no parece tener retorno, en que los consumidores se están volcando masivamente a escuchar música desde diversas aplicaciones por internet.

Hoy el streaming, más que los CDs o los discos de vinilo, está detrás del reciente crecimiento de los récords y reconvierte a una industria que parecía detenida. Según el reporte anual de la Federación Internacional de la Industria Fonográfica (IFPI) del año 2021, los ingresos globales de la industria musical aumentaron casi un 20% el año pasado, impulsados por el aumento del streaming, responsable del 65% de los ingresos del sector.

La publicación señala que los ingresos totales por streaming llegaron a US$16 mil 900 millones durante el 2021. Esta cifra incluye el streaming financiado por la publicidad y los US$12 mil 300 millones provenientes de los 523 millones de subscriptores a servicios de streaming de audio y video.

Qué duda cabe que las plataformas de streaming han revolucionado la forma en que las personas disfrutan la música. Hace décadas, los usuarios solían descargar sus canciones favoritas de forma ilegal, por ejemplo, o en plataformas inseguras; pero con la llegada de la revolución digital, herramientas como Last.fm, Spotify, Deezer, YouTube, Tidal, Qobuz, Apple Music, Amazon Music, entre otras, se convirtieron en los sitios ideales para la música y su difusión.

Tras el boom del streaming en la música están las plataformas tecnológicas que aseguran su buen funcionamiento, apoyándose en herramientas como la fibra óptica y redes de baja latencia, que se han transformado en la conexión preferida para este tipo de servicios, ya que garantiza diversos parámetros necesarios para desarrollar una experiencia de streaming satisfactoria, como una mayor estabilidad en la señal; además de tener una transmisión de gran calidad de audio y video en tiempo real. En resumen, las redes de acceso a Internet por fibra óptica proporcionan la mejor garantía de experiencia de usuario y audiofilia, rapidez y eficiencia que hoy se pueda encontrar.

Cuando se trata de streaming de música con calidad HiFi (High Fidelity) o incluso HiRes (High Resolution), la recomendación es usar conexiones a Internet simétricas y de elevado ancho de banda para soportar este tipo de servicios. Es decir, que cuenta con la misma velocidad de subida que de bajada, de tal forma que los paquetes de datos enviados se transmitan a la misma velocidad que los recibidos, mejorando con ello la experiencia a la hora de acceder a estos productos.

¿Por qué es tan importante esto? Debido a que los archivos de música de altísima calidad que se transmiten por internet tienen gran cantidad de datos, lo que los hace archivos pesados demandantes de redes de alta capacidad, que sólo la fibra óptica puede garantizar en ancho de banda, baja latencia y estabilidad. Todo esto es fundamental en la experiencia de los usuarios.

Las conexiones mediante fibra óptica ofrecen velocidades que generalmente comienzan en 300 Mbps, y que incluso pueden superar 1 Gbps. Dado el incremento de usuarios de estas plataformas será cada vez más necesario el uso de conexiones con fibra óptica para mantener un alto estándar.

De hecho, según Midia Research el número de usuarios en el uso de plataformas de streaming de música aumentó en 109,5 millones más en 2021, en comparación con el año anterior.

El impacto y éxito del streaming en los diferentes dispositivos de música online y descarga, muestra que la industria de la música digital depende de mejores tecnologías de conexión para su correcto funcionamiento.

Es por ello, que hoy su actual triunfo ha sido impulsado por infraestructura de calidad óptica de conectividad, y el mejoramiento continuo de la misma está ligado a siempre preferir la mejor tecnología y conectividades que provean el mejor dinamismo, a buenos costos y con una calidad de excelencia.

Hola 👋
Qué bueno que nos visitas

Regístrate para recibir nuestro newsletter cada semana

close

Hola 👋
Qué bueno que nos visitas

Regístrate para recibir nuestro newsletter cada semana

Lo más reciente de Opinión